Última saga actualizada 10/10/2017

Saga Sargento Carmelo Domínguez de Fernando Roye

Mostrando entradas con la etiqueta Marta Sarramián. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Marta Sarramián. Mostrar todas las entradas

martes, 3 de febrero de 2015

Tierra de Marta Sarramián

Sinopsis:

Una isla habitada únicamente por un  hombre, aislada desde hace veintisiete años, tres amigos que recalan en la arena, una amistad que crece, un sueño compartido y una aventura insospechada que nace en el mismo momento en que vuelven a pisar Tierra. Los tres se embarcan en una hazaña en la que se ven atrapados en una trama de poder, ambición y corrupción al ayudar a su amigo isleño, a vender su isla. Una historia deliciosa que se rasga cuando el dinero entra en acción.
Marta Sarramián, que ya obtuvo un gran éxito con su primera novela: "Lo que aprendí de un vagabundo" y su segunda novela "A contracorriente", nos sorprende una vez más con esta obra basada en hechos reales que contiene todos los ingredientes para atrapar al lector desde las primera páginas.

Opinión:

Todo comienzo tiene un final

Quedaría precioso en esta reseña decir, que la prosa de la que hace gala Marta Sarramián es exquisita, cosa que es cierto, pero sinceramente ese halago es innecesario.
Cuando una obra esconde una historia real, bella y sencilla como esta, los adornos sobran. Es preferible sumergirse en su lectura y paladearla al mismo tiempo que la disfrutamos al cien por cien.
Lo que si puedo afirmar con total rotundidad, es que la narrativa de esta autora es completamente hipnótica, sencilla pero directa, y embellecida con unas descripciones que logran atraparnos desde la primera frase.
Supongo que a vuestras manos habrán llegado en algún momento libros narrados sin ninguna emoción.
¿Que ocurre con esos libros?
Sencillamente que cuando se narra sin pasión, no se logra conmover al lector y éste no se siente involucrado.
Aquí sucede todo lo contrario. Es una narración escrita con emoción, sinceridad y sencillez que se unen formando un TODO indivisible y se transmite al lector de la misma forma.
Con tan solo leer el prólogo ya intuimos que lo relatado en estas páginas será emotivo.

Chebo, uno de los protagonistas de esta historia, quiso vender su isla y nosotros quisimos ayudarle. Fracasamos en el intento, dándonos cuenta de que haciéndolo le estábamos lanzando a las garras del león, a los dientes del lobo hambriento y feroz que es en lo que se convierte el hombre cuando ambiciona dinero y poder. Le empujamos a la oscura sociedad de la avaricia.

Nos equivocamos, y yo, personalmente puedo decir que aprendí del error cometido. Nos dieron una lección tan apasionante como dura en su esencia y en su acción. 

La historia comienza con un viaje. 

Marta Sarramián nos emociona con sus palabras, nos abre su corazón arrastrándonos a acompañarla en este viaje. 
Compartiremos sus experiencias, las tristezas y amarguras al mismo tiempo que aprenderemos a disfrutar de los pequeños detalles. Esos insignificantes, instantes de felicidad que suelen pasar casi desapercibidos en nuestro día a día. Esos momentos, a los que no damos ninguna importancia... Aprenderemos a disfrutar pero también a agradecer aunque no nos iremos sin sentir un pequeño pellizco en el corazón. 

A través de esta narración tendremos conocimiento de varias historias.
La principal, que podríamos situar en un pasado reciente y otras que afectan directamente al pasado de la protagonista.
En ambas, conoceremos a muchos personajes, todos reales, pero que Marta por respeto a su identidad ha preferido cambiarles el nombre. Veremos la angustia que crece en el alma de nuestros personajes, la lucha tanto interna con los sentimientos como externa contra el egoísmo existente y tan anclado en nuestra sociedad. 

La edición en papel de Ediciones Casiopea, me ha llamado mucho la atención.
Cuidada, de un tamaño idóneo para manejarlo y las páginas de un blanco puro, junto con el tamaño de fuente elegida, convierten la lectura en un cómo y delicioso paseo. Con tal solo abrirlo el lector se ve invitado a leer, se siente a gusto pasando las hojas.

Una historia que esconde grandes enseñanzas y narrada por alguien que lo ha vivido en primera persona, pero sobre todo, narrado desde el corazón.